Conecta con nosotros

“Buen comportamiento” y sin incidencias en las primeras horas del confinamiento en Palencia

Agentes de Policía Local, Nacional y Guardia Civil se coordinan para llevar a cabo dispositivos en las entradas al termino municipal y sus entornos viarios

Publicado

el

 

La capital palentina se ha despertado inmersa en las nuevas restricciones de la Junta de Castilla y León para reducir la incidencia de contagios por COVID-19, caracterizada por la puesta en marcha de controles perimetrales, de la mano de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, para controlar los desplazamientos en las entradas y salidas de la ciudad.

“Los dispositivos han discurrido con normalidad y no se ha producido ninguna incidencia”, afirma en declaraciones a la Agencia Ical el inspector jefe de la Policía Local, Juan Manuel González, quien añade que se establecen “controles constantes en las entradas y salidas de la capital”, en coordinación con Policía Nacional y Guardia Civil, para cubrir el total de zonas, tanto dentro del término municipal como en los entornos viarios.

Apunta que las primeras horas se han caracterizado por la “normalidad”, dado que, prácticamente “todas las personas que se desplazan y son interceptadas por los agentes justifican su movimiento”. No obstante, aquellas que no acreditan su traslado no serán sancionadas durante estas primeras horas, a modo de carácter informativo, señala.

En relación al tráfico rodado, González detalla que ha disminuido un poco, aunque de manera imperceptible, con la afluencia normal para un día laboral. Destaca que desde el Cuerpo de Policía Local se han reservado específicamente entre dos y tres patrullas para llevar a cabo los controles perimetrales.

A pesar de las restricciones, la ciudad sigue funcionando, razón por la que se mantienen diversos efectivos para garantizar la atención al ciudadano y realizar el trabajo ordinario. Actualmente, hay una media por turno de 18 agentes, traslada el inspector jefe.

 

Buen comportamiento

En otra zona de la capital, en la salida dirección a León, se encuentra posicionada varias patrullas de la Policía Nacional. El subinspector responsable del dispositivo afirma a Ical que “llevan toda la mañana realizando controles en diferentes puntos y con espacios cortos de tiempo”, en torno a los 20 minutos, para que la gente no se habitúe y evitar que se alerte de la presencia policial.

Deja claro que el comportamiento “está siendo fenomenal, con gran colaboración ciudadana, al portar todos los documentos y justificantes acreditativos”. De igual manera que sus compañeros de Policía Local, recalca que “no han tenido ninguna incidencia”, salvo un vehículo ocupado por una familia, al que se le ha obligado a dar la vuelta al explicar que acudían a Palencia a observar los ciervos. “Evidentemente no es una razón para poder entrar en la capital, debido a las circunstancias actuales”, apostilla el agente.

Además, se pretende informar a los ciudadanos de las restricciones y de los motivos por los que se puede entrar o salir del municipio. Aun así, señala que “si hubiese alguna circunstancia para denunciar se levantaría acta, ya que no hay ninguna orden para no hacerlo”. “No hay instrucciones para que haya mano dura o blanda, sino que simplemente se actúe en consecuencia en cada caso”, apunta a Ical el subinspector de la Policía Nacional.

 

Lo + visto

Pin It on Pinterest