Connect with us

Dos detenidos y siete investigados en Salamanca por comerciar con cerdos sin cumplir las normas de calidad del ibérico

Los nueve están acusados de los presuntos delitos de estafa, falsedad documental y organización criminal y hay 300 jamones, 300 paletas y 300 cañas de lomo incautadas

Publicado

el

La Guardia Civil de Salamanca detuvo a dos persona e investiga a otras siete por comerciar con cerdos sin cumplir con las normas de calidad del ibérico, por lo que están acusados de los presuntos delitos de estafa, falsedad documental y organización criminal, supuestamente orquestada en torno a varias explotaciones del sector.

Según informó este viernes el Instituto Armado, como consecuencia de las labores de protección de la salud pública en la cadena alimentaria, el Servicio de Protección a la Naturaleza (Seprona) de la Comandancia de Salamanca tuvo conocimiento el pasado mes de marzo de la posible existencia de una empresa dedicada a la venta de productos ibéricos sin el factor de raza, edad y alimentación, con lo que estaría incumpliendo la norma de calidad del ibérico, con el consiguiente perjuicio para los compradores.

Por ello, los guardias civiles iniciaron la operación denominada ‘SA.Dryhouse’ que permitió descubrir cómo la empresa investigada adquirió y transportó 150 cerdos con origen en Fuente Obejuna (Córdoba) y cuyo destino era una explotación en San Pedro del Valle (Salamanca), donde se les retiraban los crotales de procedencia y se les reidentificaba con un nuevo crotal de una explotación ganadera situada en Villar de Gallinazo (Salamanca), que sí cumple con la norma del ibérico. Ambas explotaciones de Salamanca pertenecen a la misma empresa investigada.

Los investigadores comprobaron la existencia de un grupo organizado, incluidas dos ganaderías y una empresa transporte, que manipulaban los cerdos y la documentación para que pudieran tener la apariencia de los requisitos de la norma del ibérico. Durante su investigación los agentes hallaron una entidad de inspección y certificación que daba la cobertura a este grupo criminal para poder expedir los documentos necesarios y acreditar que los animales se certificaran como ibéricos y su posterior destino a matadero.

Como consecuencia de las actuaciones, los agentes procedieron a intervenir cautelarmente 300 jamones, 300 paletas y 300 cañas de lomo, que se encuentran depositadas en un matadero de la localidad de Guijuelo (Salamanca). La Guardia Civil destacó que hechos tienen un considerable beneficio económico, ya que los precios de las piezas cárnicas incrementan notablemente su valor en esta época, si se certifican como ibéricas, pudiendo ascender su precio en el mercado actual a unos 40.000 euros

Tras la investigación, la Guardia Civil procedió a la detención de los gerentes de las dos empresas ganaderas, así como a la investigación de otras siete personas, como supuestos autores de los delitos de estafa, falsificación documental y organización criminal.

Lo + visto

Hoy cyl