Conecta con nosotros

La Junta avisa de que prorrogará las restricciones en Valladolid y Salamanca si no mejora la situación en siete días

La consejera de Sanidad cree que “probablemente” frenen los contagios e Igea señala que no hay “varita mágica” más que quedarse en casa

Publicado

el

 

La Junta de Castilla y León prorrogará las restricciones en las ciudades de Valladolid y Salamanca si las medidas adoptadas no reducen los contagios de COVID-19 y la situación no mejora tras aplicarse de nuevo durante siete días. Así lo aseguró la consejera de Sanidad, Verónica Casado, quien indicó que se hace una evaluación día a día y semana a semana.

En la comparecencia posterior a la reunión del Consejo de Gobierno, la consejera señaló que se actuará como cuando se prorrogaba el estado de alarma en el pasado, pero recalcó que ésta es la última medida de una serie de instrumentos que tiene la Comunidad para controlar la difusión del virus. Además, volvió a expresar su preocupación por la movilidad con la Comunidad de Madrid, a quien evitó reclamar que actúe de otra forma.

Asimismo, la titular de Sanidad aseguró que tienen la “sensación”, por los “antecedentes” registrados en otros puntos de Castilla y León, de que el plan trazado para Valladolid y Salamanca “probablemente funcione” y permita frenar la transmisión del coronavirus. Además, defendió la necesidad de adoptar medidas “proporcionadas” a la situación de cada momento.

De esta forma, Verónica Casado aseguró que creen “firmemente” que las medidas adoptadas en agosto, junto con las tomadas ahora, pueden ayudar a contrarrestar el avance del COVID-19. Tal y como apuntó en la rueda de prensa del martes, la consejera recordó que las ciudades de Valladolid y Salamanca llevaban seis días con una “discreta” mejoría en cuanto a la tendencia al aumento aunque se preveía que se mantuvieran esas medidas de fase 1, tal y como ocurrió.

No en vano, Casado señaló que las incidencias acumuladas siguen siendo elevadas en ambos municipios y superiores, incluso, a cuando se adoptaron las medidas restrictivas. En Valladolid, hay 38,73 casos por 10.000 habitantes en catorce días frente a los 34,01 de hace una semana mientras que en Salamanca, se ha pasado de 51,58 casos a 41,08 de la semana anterior. Frente a estas cifras, Castilla y León cuenta con una tasa de 23,6 casos por 10.000 habitantes en 14 días. En este sentido, confió que la actitud y colaboración de los ciudadanos de esos lugares permitan “tumbar” esa curva y así intentar levantar las restricciones.

 

Sin “varita mágica”

Por su parte, el vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, aseguró que no tienen la “varita mágica” para controlar la pandemia, más allá de “meter a todo el mundo en casa”, con un confinamiento total. Por ello, hizo hincapié en que la gente debe ser consciente de que debe restringir el contacto social, para lo que recordó se ha prohibido el consumo en barra en los locales de hostelería, así como las limitaciones de aforo y distancia de seguridad.

Finalmente, el vicepresidente pidió a la población de que sea consciente de la situación y defendió el uso de símbolos para trasladar la importancia del mensaje que se traslada a la población.

 

Lo + visto

Pin It on Pinterest