Conecta con nosotros

La tercera fase de la Operación de Navidad prevé 537.000 desplazamientos en las carreteras de Castilla y León, 12.000 menos que el año pasado

Tráfico continuará con el control de la velocidad en las carreteras convencionales y las pruebas preventivas de alcoholemia, a cualquier hora del día y todo tipo de vías

Publicado

el

Rubén Cacho / ICAL La delegada del Gobierno en Castilla y León, Mercedes Martín Juárez, acompañada por la coordinadora regional de la DGT, Inmaculada Matías, y por el teniente coronel jefe del Sector de Tráfico de la Guardia Civil en Castilla y León, Rafael Aparicio, presenta mañana el balance del año 2019, en lo que a accidentes de tráfico en esta comunidad autónoma se refiere

 

La Dirección General de Tráfico (DGT) prevé 537.000 desplazamientos durante la tercera y última fase de la Operación Navidad, que comienza hoy a las 15 horas y concluye a las 24 horas del lunes 6 de enero. Una cifra que supone 12.000 movimientos menos que el año pasado.

La DGT pondrá en marcha un dispositivo especial para regular la circulación y dar servicio a todos estos desplazamientos previstos por carretera en la Comunidad. El año pasado hubo que lamentar una víctima mortal durante estos días, tras un accidente en la provincia de Ávila el 5 de enero. En lo que va de Navidad, se han registrado dos fallecidos en la provincia de León (salida de vía de San Pedro de Valderaduey, el 30 de diciembre), frente a los tres de las fiestas anteriores.

La delegada del Gobierno, Mercedes Martín, señaló hoy que la última fase de la operación continúa con las fiestas navideñas y, por tanto, las celebraciones familiares en plenas vacaciones escolares y universitarias. Todo ello genera un “significativo” aumento del tráfico, con más desplazamientos, tanto de corto como de largo recorrido. Puso el acento en el retorno a los lugares de origen, que será “masivo” el día de Reyes.

Martín repitió las precauciones lógicas de seguridad vial que debe seguir el conductor, además de prestar atención a no consumir bebidas alcohólicas ni otras drogas. También, recomendó poner el “mayor cuidado posible” en los trayectos cortos y nocturnos y estar alerta a la meteorología adversa. “Hay que preparar el viaje y estudiar las condiciones atmosféricas en la zona que vayan a atravesar porque en una comunidad de casi 95.000 kilómetros cuadrados hay cambios sustanciales entre unos puntos y otros”, precisó.

Además, recordó que, en estos días, el anticiclón se debilita por lo que bajarán las temperaturas y habrá heladas débiles y vientos flojos. A partir de mañana, habrá alguna lluvia débil en la zona Cantábrica. En determinados puntos de la región, volverán a aparecer las nieblas persistentes entre el sábado y el lunes.

Tráfico continuará con la vigilancia y el control de la seguridad, sobre todo en las carreteras convencionales, con los medios humanos y materiales de los que dispone. También, se perseguirá la velocidad, tanto con los radares fijos como con los móviles y con los medios aéreos (a través de los 12 helicópteros y 11 drones de los que se dispone, de los cuales tres pueden sancionar). Se harán controles preventivos de alcoholemia, a cualquier hora del día y en cualquier carretera. Y se vigilará el uso del móvil y del cinturón con todos los medios disponibles.

Lo + visto

Pin It on Pinterest