Conecta con nosotros

Una cuarentena en ruta

Baños y duchas cerrados, ningún sitio donde comer más allá de su camión y termómetros a las entradas de las fábricas son algunas de las medidas que afrontan Iván y José Félix, dos camioneros que tienen que seguir trabajando durante esta cuarentena

Publicado

el

Peio García / ICAL . Iván Sánchez(I) y José Félix Fernández(D), con su camión

 

El Boletín Oficial del Estado publicó de urgencia el pasado sábado el Real Decreto mediante el que se declaró el estado alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el Covid-19, que, con su entrada en vigor en el día de ayer paralizó todo el territorio nacional y obligó a los ciudadanos a confinarse en sus hogares, permitiéndoles salir para lo estrictamente necesario, es decir, a la compra, a la farmacia o a pasear a sus mascotas.

Sin embargo, determinados sectores de la sociedad no pueden parar su actividad como sí lo ha hecho la hostelería, los centros educativos o los museos, entre otros. Así, pequeños héroes sin capa continúan saliendo de sus hogares día a día para hacer que la situación sea lo más óptima posible. Además del personal sanitario, repartidores a domicilio, todos los encargados de la cadena alimentaria, gente de almacenes, trabajadores de supermercados, kiosqueros, estanqueros o los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado continúan con su actividad.

A ellos se suman los camioneros, que durante estos 15 días de cuarentena continúan trabajando sin restricciones horarias y extremando las medidas de seguridad y sin tener lugares abiertos a lo largo de la carretera donde poder asearse, comer o tomar un café para continuar con su ruta más allá de las gasolineras, donde pueden comprar alimentos y reposar de gasóleo sus vehículos.

Este es el caso de Iván Sánchez, residente en Robles de la Valcueva, y José Félix Fernández, residente en La Robla. Con varios años de experiencia al volante en sus espaldas, ambos llevan a cabo semanalmente diferentes rutas por el norte de España, cargando generalmente sus camiones con clinker, carbón, soja o pienso para animales, entre otros productos.

A primera hora de la mañana de este lunes, concretamente a las 06.00 horas, tras un fin de semana de incertidumbre sin saber qué pasaría a lo largo de la semana, José Félix partió hoy con su camión desde La Robla en dirección a Bilbao. Ya el domingo, decidió llenar su camión de alimentos para pasar la semana. “No tendremos bares donde poder parar a comer, así que me llevo de todo el camión”, desde latas de conserva, hasta embutido, pasando por latas de fabada o tuppers preparados por su mujer, que podrá calentar en el camping gas que también lleva consigo.

 

 

“Hasta el momento me he encontrado las carreteras nevadas y con muchos camiones circulando, aunque pocos turismos”, explica el conductor, quien reconocer no haber notado mayor presencia de Guardia Civil u otros agentes de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado. “Por la carretera me crucé un coche de tráfico, pero nada fuera de lo normal”.

José Félix se encuentra en este momento conduciendo de camino a Bilbao, después de haber cargado carbón en Avilés a primera hora de la mañana. “Las medidas de seguridad son las básicas, ponerse mascarilla, lavarse las manos o tomarte la temperatura antes de acceder a los sitios”, explica.

Sin embargo, sí que ha percibido un pequeño obstáculo a la hora de hacer frente en su día a día. “Por lo que he visto hasta ahora y comentado con otros compañeros, las gasolineras sí están abiertas, pero te atienden a través de una ventanilla, no puedes ni entrar al baño ni a lavarte”, comenta. Un hecho que notará más a lo largo del día de hoy. “Me toca dormir en el camión, tengo cama y comida pero no tengo ningún sitio donde ir al baño, habrá que irse al campo o lavarse con una botella de agua”.

También cogió su camión Iván, para cargar en Asturias y Bilbao “materia prima para elaborar el pienso animal”. En el día de ayer, ya Iván veía por delante “mucha incógnita” ante el hecho de “encontrarse todo absolutamente cerrado” salvo “los sitios donde parar a cargar y descargar”.

Iván recordó que desde el pasado miércoles la empresa para la que trabaja les ha mantenido constantemente informados vía correo electrónico sobre las medidas de seguridad que tendrían que tomar en estos días, al tiempo que enviaron todo tipo de material para llevarlas a cabo como “mascarillas, guantes o geles desinfectantes”.

“Tenemos que seguir un protocolo básico, no acercanos a la gente más allá de un metro, más o menos como todo el mundo, porque nosotros tenemos contacto a la hora de dar documentación, firmar albaranes o cosas así, aunque ya desde hace unos días esto se está restringiendo y ya o no te dan la documentación o ni siquiera te hacen bajar del camión como antes”, comentó Iván.

No obstante, para Iván “una de las mejores medidas que han tomado hasta ahora” es el hecho de tomarles la temperatura antes de acceder a las instalaciones “y si das fiebre de momento no entras, aunque pueda deberse a otra cosa, o incluso poder tener el virus y aún no tener fiebre”, porque “otro capítulo es cuando abandonamos la carretera y volvemos a casa con nuestras familias”.

Lo + visto

Pin It on Pinterest