Conecta con nosotros

Tres internos aparecen muertos en su celda en el Centro Penitenciario de Segovia en menos de 24 horas

La Subdelegación del Gobierno confirma que hay una investigación en marcha sobre la muerte de dos compañeros de celda

Publicado

el

 

Dos compañeros de celda del módulo tres del Centro Penitenciario de Perogordo (Segovia) fueron encontrados hoy muertos por funcionarios de prisiones en el recuento de las 8 horas. Sobre este hecho, la Subdelegación del Gobierno en Segovia confirmó que hay una investigación por parte de la autoridad judicial. A estas dos muertes se suma otro suceso ocurrido en la mañana de ayer cuando los funcionarios encontraron a otro preso fallecido por ahorcamiento en el departamento de aislamiento de la cárcel de Segovia.

Desde el sindicato CSIF-Prisiones explicaron que los dos internos eran compañeros de celda del módulo tres de este centro penitenciario y que las causas de su fallecimiento serán determinadas por la autopsia que se les realice, en la investigación que abierta por la Autoridad Judicial. Los cuerpos sin vida fueron hallados en la ronda de recuento de primera hora de la mañana.

Por otro lado, recordaron que el otro fallecimiento fue descubierto a las 13.00 horas de ayer domingo, en el departamento de aislamiento, cuando se procedía al reparto de la comida. Los funcionarios lo encontraron colgado e intentaron durante 20 minutos hacerle “maniobras de reanimación”, hasta que llegaron los servicios médicos que determinaron su fallecimiento.

Desde CSIF-Prisiones en Segovia destacaron “la magnífica profesionalidad de los funcionarios que llevaron a cabo el intento de reanimación pese a la precariedad que seguimos sufriendo en cuanto a medios y personal”, con más de medio centenar de plazas sin cubrir en este centro penintenciario.

En temas sanitarios, en el Centro Penitenciario de Perogordo, se encuentran sin cubrir las plazas de dos médicos, una enfermera y un auxiliar de enfermería. Los responsables de CSIF-Prisiones también alertaron sobre la atención psiquiátrica “muy deficiente” que recibe la población reclusa, que se limita a la visita de un psiquiatra dos veces al mes para atender a todos los internos que padecen patologías psiquiátricas.

Lo + visto

Pin It on Pinterest